¿Eres lo que soñabas de niña?

¿Has visto la película de Disney “Mi encuentro conmigo"?


Russ Duritz (Bruce Willis) es un exitoso asesor de imagen que está por entrar en los 40 años y, aunque lo tiene todo en el aspecto económico, su vida está hecha pedazos y con un enorme vacío que le impide relacionarse adecuadamente con quienes le rodean. Russ es grosero, prepotente y con un sentido del humor que utiliza solamente para dañar a los demás, sin mencionar que la relación que tiene con su padre es prácticamente inexistente.

Un día encuentra en el interior de su casa a un pequeño niño de 8 años de nombre Rusty (Spencer Breslin). Poco a poco Russ va descubriendo que el pequeño es en realidad él mismo cuando tenía esa edad, lo que origina varios episodios de ansiedad en su yo adulto. Rusty es un niño feliz a pesar de su gordura y de ser considerado como un perdedor, imagen que Russ detestó desde siempre y que lo llevó a convertirse en el antipático ser que es en la actualidad, incapaz de establecer una relación seria con Amy (Emily Mortimer), la única persona a la que en realidad ha amado.



Dime ¿qué pasaría si te encontraras con la niña que fuiste a los ocho años? Si le contaras tu vida, ¿qué verías en su cara? ¿Admiración, decepción, alegría, tristeza?


Cuando somos niños tenemos una serie de sueños de lo que queremos ser de grandes, el tipo de vida que vamos a vivir y cómo nos imaginamos que será ésta, en general. ¿Has cambiado esos sueños por considerarlos utópicos? ¿Seguiste la profesión que anhelabas de pequeña?


Y en esto de la profesión es un tema muy ambiguo. Por una parte, quizás soñabas ser abogada, como gran parte de tu familia, y al final creciste y te diste cuenta de que eso no era lo tuyo, y que sólo era un deseo infantil para sentirte parte del grupo. También puede darse el caso de haber seguido ese deseo y terminaste estudiando algo que simplemente no te hace feliz, pero sentiste que no podías traicionar a los tuyos.


O por el contrario, siempre deseaste ser astronauta, pero por presiones familiares, sociales o económicas, optaste por estudiar algo más tradicional. ¿Qué te diría tu niña sobre tu profesión?


Y así puedes seguirte con cada parte de tu vida. Piensa si seguiste tus sueños o no, y en ambos casos, ve si tu decisión obedece a tu libre elección o fue forzada por distintos factores, ya sea familiares, sociales, sexuales o religiosos.


Y si tu elección fue forzada, plantéate qué pasaría si decidieras cambiar de rumbo y dedicarte a perseguir tus sueños, a fin de que esa niña que fuiste sienta orgullo de la mujer en que te has convertido. Tú eliges.



Si quieres hacer un cambio en tu vida, pero te da miedo no saber qué pasos seguir, te invito a que veas mi curso en línea ¡Otra Oportunidad! , donde te guiaré en tu camino de transformación hacia una vida en la que te sientas más feliz, más auténtica. Sé que no es un camino fácil, pero sé que es posible, yo ya lo recorrí, y te aseguro que vale la pena.


Yo seré una guía y un apoyo para ti, y juntas lograremos que seas la mejor persona que puedes llegar a ser. Haz click aquí, y date ¡Otra Oportunidad!


#niña #sueños #vidaplena #OtraOportunidad #psiconutrición #MiEncuentroConmigo #bienestar

0 vistas

Mónica del Valle

PsicoNutrición-México

Nourishing Psychology

  • w-facebook
  • Twitter Clean
  • w-googleplus