Recuento del 2016


Tómate unos momentos para estar contigo y reflexionar sobre el 2016…

¿Con qué te quedas?

Tanto de aquello que te encantó, como de lo que no te gustó mucho pero tal vez se convierta en una enseñanza.

¿De qué te sientes agradecido? ¿Hacia quién te sientes agradecida?

¿Cómo imaginas que le puedes agradecer a la vida precisamente por eso… por la vida… por la oportunidad de estar presente… por poder hacer este recuento… por revisar y hacer un balance… por poder darte una nueva oportunidad en la vida o al menos en algunas áreas…?

Y ahora pregúntate cómo viviste el 2016…

¿Fuiste alguien íntegro capaz de inspirar confianza a otras personas? Y tú ¿confiaste en otros… abriste tu corazón y tu alma? ¿Fuiste alguien amoroso que dio y recibió cariño?

¿Qué hiciste diferente este año y cómo eso repercutió en tu vida y en tu manera de estar en ella?

¿Cumpliste alguno o algunos de tus sueños o propósitos… o al menos iniciaste el camino para ello? ¿Cómo fue que lo lograste… y cómo seguirás en ello? ¿O acaso harás otra cosa… harás ajustes de rumbo o de estrategias?

¿Conociste a alguna persona, al menos a una, que te haya inspirado o haya nutrido tu alma, tu mente, tu corazón? Y tú, ¿fuiste inspiración y nutrimentos para otros? ¿Al menos para una persona? Recuerda que todo lo que se necesita es tocar el alma de una persona y eso habrá valido la pena.

¿Estuviste presente en tu vida dando lo mejor de ti?

Reflexiona en estas preguntas durante estos días que quedan antes de que termine el año… permítete sentir (no sólo pensar) cómo fue tu año.

Acredita que lo que ya fue, ya fue… y que mal que bien, estás aquí ahora… pero es ahora cuando tienes la oportunidad de dar un giro hacia lo que quisieras transformar… ¿estás dispuesto a ello? ¿Valdrá la pena el esfuerzo a cambio de la plena expresión de tu Ser?

Permítete reflexionarlo… guarda silencio… medita… contacta con tu sabiduría interna.

Que este fin de año te sorprenda más vivo que nunca… con planes, con ideales, con metas… y con la convicción de que quieres dar y darte lo mejor de ti.

Nutre tu cuerpo, pero también nutre tu mente, tu alma, tu espíritu y tu corazón… y expresa plenamente tu potencial… el mundo te necesita.

#findeaño #recuento #metas #reflexión

0 vistas

Mónica del Valle

PsicoNutrición-México

Nourishing Psychology

  • w-facebook
  • Twitter Clean
  • w-googleplus